Señores Diputados del PP por Córdoba, tienen que escuchar a Diego

Señores Diputados por Córdoba Rafael Merino López, Fernando López Amor García y Federico Pérez Cabello de Alba Hernández, vean y escuchen lo que el compañero Diego tiene que decirles:

El hijo de Diego compró un piso, y como haría cualquier padre Diego le avaló, cuando la situación económica empeoró no pudo seguir con los pagos de la hipoteca por lo que se quedó sin piso (hace tres años) y se tuvo que marchar a vivir con sus padres. Además, al no tener trabajo y no poder afrontar la deuda pendiente la entidad bancaria actuó contra los avalistas, sus padres, que se ven ahora amenazados con ser desahuciados.

A consecuencia de todo esto el hijo de Diego y su esposa se encuentran con una importante depresión, pero menos mal que tienen un padre y un esposo como Diego que no está dispuesto a rendirse, que no falta a ninguna de nuestras asambleas ni acciones y que continuará luchando hasta que la situación se revierta, porque sabe que ¡¡SÍ SE PUEDE!!.

Diego tiene 73 años, un corazón enorme y una jovialidad y ganas de vivir que muchos envidiamos. Su lucha es un ejemplo para todos los integrantes de esta plataforma.

Diego simplemente pide que se cumpla un derecho humano básico, el de tener un techo, como viene reflejado en el artículo 25 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, en el artículo 11 del Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales y además en el artículo 47 de nuestra Constitución.

Diputados cumplan con su obligación de representantes de la ciudadanía (y de los cordobeses y cordobesas en particular) que por eso cobran y para eso fueron elegidos, y voten a favor de la ILP como una ley de mínimos para poder empezar a solucionar los problemas de la familia de Diego y los de mucha más gente.

¡SÍ SE PUEDE! ¿Pero no quieren?

Diputados_Córdoba

This entry was posted in Testimonios and tagged . Bookmark the permalink.

Comments are closed.